Autora de Soy una caja y de Una habitación impropia, sus libros destacan tanto por su originalidad como por integrar con frescura sus propias ilustraciones.